Abrir reproductor en nueva ventana
ESTÁS ESCUCHANDO:
EsRadio.cl
VOLVER A EN VIVO

Jean Beausejour no es el típico futbolista chileno.

  • Jean Beausejour; nombre completo Jean André Emamuel Beausejour Coliqueo. Padre haitiano, madre mapuche. El jugador nacido en las inferiores de la Universidad de Chile hizo noticia este último tiempo por llegar a equipo que lo vio nacer en una transacción histórica para el fútbol chileno: 2,5 millones de dólares.

    578ed5501c1c6

    Pero Jean Beausejour no es el típico futbolista. Miembro del Consejo de Observadores para la Nueva Constitución, el ex-jugador de Colo Colo siempre ha tenido definiciones claras sobre el acontecer nacional. Esto lo convierte en un referente no solo dentro de una cancha sino que también fuera de ella.
    Esto no debería impresionarnos. En un reciente reportaje de La Tercera se destaca que después de colgar los zapatos de fútbol a Jean Beausejour le gustaría ser profesor de historia. Esto demuestra que su compromiso social va más allá de declaraciones para la prensa. Como la que dio cuando Chile ganó la Copa América del 2015.
    “Uno recién ahora dimensiona lo que pasa. Hace unos días me llamó un profesor de juveniles que me dijo ‘ojalá que en el estadio en que tanta gente sufrió y se torturó puedan tener una alegría’. Pensamos en eso y muchos rezamos pensando en esas personas. En un lugar donde hubo tanta tristeza y muerte, hoy le dimos una alegría a este pueblo”, declaró esa vez.
    Beausejour es un jugador distinto pero fuera de la cancha. Su reciente traspaso a la Universidad de Chile lo demostró. No dio declaraciones para la galería y menos insultando al archirrival. Fue un caballero y actuó respetuosamente. De esos jugadores ya no quedan. Pero además se compromete social y políticamente.
    Por eso molesta que la gente de Colo-Colo lo descalifique e insulte gratuitamente, solo por ser profesional y actuar acorde a lo que es esto: un trabajo. Hay jugadores que se quedan en sus clubes y dejan de lado ofertas millonarias, se les felicita pero no podemos también condenar a los del otro lado.
    Esperemos que el día de mañana existan más Beausejour y dejen haber jugadores que declaran solo para ganarse al hincha y no contribuyen a terminar con la violencia entre los fanáticos.